28 feb. 2010

Su corazón esta llorando, solo un par de lagrimas la acompañan. Creía que era comprendida pero otra vez esta envuelta en la trampa de sus deseos.
Está sola, encerrada con llave en su mente. Se siente herida, y así le duele el corazón.

Cada gota donde hubo felicidad se derrama por el lavamanos, ella ahora comprende que nació sola y sola morirá. Su vida esta destinada a ser un reflejo de su apariencia y que los sentimientos solo sobran.
Ella solo es un instrumento para llenar un espacio, y ni siquiera el espacio lo nota. se siente estúpida, tan estúpida que quiere acabar con su existencia, pero piensa; que si lo hace, entonces el mundo seguiría siendo el mismo, solo seria una cifra mas en las estadísticas. Está exhausta de dar y no ver nada en cambio en sus manos, está cansada de que su voz solo sea un rumor que vaga con el viento, cansada de respirar...

Una mesa vacía, una navaja y sus venas.

El filo de la muerte la tienta, toma la navaja en sus manos y ve ahí la respuesta a todo su sufrimiento.

Lo coloca encima de su muñeca, se acaricia con él, piensa en sangre; sangre.

En ese momento en su mente se presentan imágenes de su vida que aparentaban ser felices, pero ella ve que cada una de las personas con quienes comparte esos momentos la han abandonado, rompiendo las promesas que nunca fueron cumplidas, siente rencor, dolor.

Entonces, ella comprende que tal vez no sea su culpa, que tal vez no es ella la que debe de sufrir. Se mira al espejo y sobriamente se sonríe.

Esa noche ella no se quitó la vida... Pero desde esa noche ella se dedicará a quitar las vidas ajenas.

23 feb. 2010

La manzana...



Tienes hambre de una manzana, quieres comprar una manzana, tienes dinero para una manzana, sabes donde venden manzanas, y vas por tu manzana. Tienes la manzana en mano, te apetece la manzana, muerdes la manzana, y te das cuenta, que es una manzana, pero que sabe a mango... Y odias el mango...